Revista80dias.es
Portada » Biblioteca » Cultura » El imperio de la vigilancia, de Ignacio Ramonet

El imperio de la vigilancia, de Ignacio Ramonet

Publica y comparte: somos voluntarios del espionaje

REVISTA80DIAS.ES
3 octubre 2016, 9:20 CEST

Ramonet hace una buena labor de síntesis en “El imperio de la vigilancia” para intentar concienciar sobre las renuncias que hacemos a controlar nuestra privacidad cuando nos conectamos a Facebook o Google.

Código fuente | Foto: Markusspiske para Pixabay

Código fuente | Foto: Markusspiske para Pixabay

Cada página que abrimos en un explorador de Internet deja un rastro, una pequeña huella. Cada imagen que compartimos o cada vídeo que publicamos nos resta un poco más de privacidad. Y ese conjunto de miguitas de pan dice mucho de nosotros. Permite realizar un perfil completo de nuestros gustos culinarios, políticos, religiosos y hasta sexuales. Afinando un poco más puede dar las claves de quiénes somos, donde vivimos y cuáles son nuestras pautas diarias. El imperio de la vigilancia plantea el dilema eterno entre seguridad, libertad e intimidad. Entre la inteligencia o la idiocia de “compartir” nuestra vida, voluntariamente, con desconocidos. Hace poco comentamos en esta sección otro libro que va en la misma línea argumental: Internet no es la respuesta, de Andrew Keen.

Ignacio Ramonet, periodista de origen español, aunque ha desarrollado su carrera en Francia, consigue abrir la caja negra de Facebook, Google y sus adláteres para hacer el camino inverso: explicar cómo estas plataformas recolectan estos datos y a qué los destinan. Los argumentos más polémicos son los que justifican la conexión de las principales empresas tecnológicas con los servicios de inteligencia estadounidense, concretamente con la todopoderosa National Security Agency (NSA), que se ha convertido en un organismo más potente que la propia CIA.

Ramonet sostiene que los ciudadanos han renunciado voluntariamente a su intimidad al “compartir” su propia información en las redes sociales. Por su lado, los Gobiernos han aprovechado la candidez de los ciudadanos para forzar a empresas como Facebook a ceder datos personales de sus usuarios, siempre bajo la excusa de la defensa de la seguridad y la libertad. El problema es que estos datos se ceden de forma masiva, sin que necesariamente haya sospechas de delitos y sin pasar por el filtro de un juez que lo autorice o lo desautorice.

Para sostener sus afirmaciones, Ramonet se basa en informaciones publicadas en diferentes diarios, pero también en dos entrevistas mantenidas con Edward Snowden y Julian Assange (que se publican en el libro), dos activistas que han ayudado a revelar documentos confidenciales del Gobierno estadounidense que muestran sus prácticas de espionaje a los ciudadanos sin ningún tipo de control. El libro de Ramonet también cuenta con una amplia bibliografía sobre el tema de la seguridad y la vigilancia a través de Internet. Con datos, el autor también revela que los máximos ejecutivos de Google tienen relación con el Gobierno estadounidense al más alto nivel.

En definitiva, Ramonet plantea una disyuntiva esencial para el individuo y la sociedad del siglo XXI: dejarse llevar por la corriente de dar a conocer hasta el momento más insignificante de nuestra vida o saber guardar nuestra intimidad para construirnos y formarnos como personas libres e independientes. Tomar conciencia de nuestros derechos ciudadanos y de la necesidad de mantener a salvo nuestros datos y nuestra vida privada es el camino para desafiar los abusos de poder y contar con un criterio independiente.

Vídeos que no debes perderte
Déjanos tu opinión
Más contenidos