Revista80dias.es
Portada » Actualidad » Política turística » Jorge Marichal, condenado por fraude fiscal, seguirá como presidente de CEHAT

Jorge Marichal, condenado por fraude fiscal, seguirá como presidente de CEHAT

Jorge Marichal ha sido condenado por delito fiscal en la venta de unos apartamentos a una empresa de su padre.

Jorge Marichal, presidente de CEHAT, condenado por delito fiscal en 2019

Jorge Marichal, presidente de la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT), ha recibido el apoyo de la comisión ejecutiva de CEHAT para continuar en su cargo, según un comunicado de la asociación. Marichal, después de dar explicaciones y emitir una nota, dejó en manos de los asociados su cese tras conocerse su condena por delito fiscal, adelantada por el diario El Día. Marichal fue elegido presidente de CEHAT, la asociación hotelera más potente de España, en diciembre de 2019, cuando sustituyó a Joan Molas. La condena por delito fiscal a Marichal se produjo el 10 de julio de 2019 a través de una sentencia emitida por el Juzgado de lo Penal número 8 de Santa Cruz de Tenerife.

El presidente de CEHAT, la asociación que aglutina a toda la hostelería de España, fue condenado a dos años de prisión, inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo (presentarse a elecciones) durante el tiempo de la condena y multa de 585.895,72 euros (el doble de lo defraudado). El Juzgado también condenó a Marichal a perder de la posibilidad de obtener subvenciones o ayudas públicas y del derecho a gozar de los beneficios o incentivos fiscales o de la Seguridad Social durante el período de tres años. Junto a Marichal también fue condenado Juan Antonio Moncada Migallón, administrador mancomunado en la misma empresa. Además, los dos debían indemnizar a la Hacienda Pública con 292.947,86 euros más intereses.

Tanto Marichal como Moncada son administradores mancomunados de la sociedad Marmon Atlantis SL a través de la que cometieron el delito de fraude fiscal, según la sentencia del Juzgado de lo Penal 8 de Santa Cruz de Tenerife. Los dos empresarios recurrieron en apelación esta decisión y la Audiencia Provincial de Santa Cruz de Tenerife desestimó el recurso y confirmó la condena en una sentencia de 28 de mayo de 2020.

En una nota enviada a los medios, Marichal dice que “ya ha sido comunicado [la noticia de la condena] a los órganos representativos de asociaciones y organizaciones en la que participo”. Por lo tanto, el empresario no ha dimitido de forma explícita y dejará que sean los asociados de CEHAT quienes decidan si debe irse o quedarse. Marichal también es presidente de la Asociación Hotelera y Extrahotelera de Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro (Ashotel) y del Consejo de Turismo de la CEOE, la patronal empresarial española.

Desde CEHAT, a preguntas de este medio sobre la postura de la Confederación, han asumido el comunicado de Marichal. El 7 de abril, la asociación emitió un comunicado con el que apoyaba a su presidente y decidía que siguiese al frente de CEHAT. “No es aceptable exigir a un empresario posiciones más allá de las que los propios tribunales dispongan porque, en buena forma, ello conllevaría que ningún empresario en actividad pudiera prestarse u ofrecerse a participar en asociaciones empresariales sin el riesgo de ser sometido a un doble escrutinio, el legal -ante el que todos los españoles somos iguales- y el de su propios compañeros empresarios”, sostiene el comité ejecutivo de CEHAT en su nota. Desde la asociación no han detallado si conocían que Marichal había sido condenado en julio de 2019 cuando fue elegido para el cargo en diciembre de ese mismo año. Por su lado, desde Ashotel han remitido un comunicado en el que “manifestaron su apoyo unánime [a Marcihal], al tiempo que acordaron solicitarle su continuidad al frente de la Presidencia de Ashotel”. Para los integrantes del comité ejecutivo de la asociación hotelera canaria, Marichal “ha perseguido siempre un objetivo de bien común de la Asociación y del sector turístico canario” y considera que “un asunto de ámbito estrictamente particular no debe interferir en la labor diaria de Ashotel y opina que Jorge Marichal es un excelente valor en la representación del empresariado turístico hotelero”. En Ashotel tampoco han aclarado si conocían la condena de Marichal en 2019 cuando fue reelegido para el cargo de presidente en marzo de 2020.

Escucha “1×18 Jorge Marichal, presidente de CEHAT, condenado por fraude fiscal” en Spreaker.

Impago del Impuesto de Sociedades

La condena de Marichal y Moncada es consecuencia de la inspección que Hacienda realizó a la sociedad Marmon Atlantis, de la que ambos son administradores mancomunados. Esta sociedad vendió a otra empresa del padre de Marichal unos apartamentos por importe de 1,5 millones de euros. La venta de estos edificios se pagó con 200.000 euros en el momento de firmar la escritura y se acordó pagar los 1,3 millones restantes a los seis meses. Sin embargo, el dinero restante no se abonó en el plazo y se apalabró, sin ninguna prueba documental, incrementar el vencimiento. Según la sentencia, este dinero que la empresa del padre de Marichal debe a la empresa de su hijo sigue impagado.

Hacienda consideró que Marmon Atlantis debía haber tributado por los 1,5 millones de la venta, con las deducciones correspondientes, lo que habría supuesto que la empresa tuviese que ingresar 292.947,86 euros en concepto de Impuesto de Sociedades. La Administración Tributaria entendió que no existe ninguna prueba del acuerdo verbal para ampliar al plazo de pago de los 1,3 millones restantes y que por ello no puede considerarse una operación aplazada. Sin embargo, Marichal y sus asesores entendieron que todo el dinero de la venta no se debía declarar en el mismo año, sino que al apalabrarse un aumento del plazo de pago, los 1,5 millones debían contabilizarse a lo largo de los ejercicios futuros. Al superar la cuota defraudada los 120.000 euros en un mismo ejercicio (el importe mínimo para la comisión de un delito contra la Hacienda Pública), la Administración Tributaria notificó los hechos al Ministerio Fiscal, que interpuso la correspondiente querella contra Marichal y Moncada. Y de ahí deriva esta condena por delito fiscal.

En su comunicado, Marichal indica que ha “acatado y cumplido la decisión judicial, como no puede ser de otra manera, pero no la comparto, por cuanto nos encontramos ante un claro supuesto de disparidad de criterios en la aplicación de la norma fiscal”. No opinan lo mismo los dos tribunales que han juzgado el asunto y que no ven disparidad de criterios fiscales en la actuación de Marichal y Moncada a través de su empresa. En su nota, Marichal explica que no tuvo intencionalidad de defraudar a Hacienda: “se trata de una interpretación técnica en la que mis asesores fiscales y yo entendimos que el pago del Impuesto de Sociedades debía realizarse en función de las percepciones del precio aplazado”. El empresario canario también asegura que ya ha pagado los 585.895 euros y los 292.947 euros, con los intereses de demora de 200.000 euros, que debía pagar la empresa. “Todas esas partidas están abonadas a la Agencia Tributaria desde el momento en que se exigieron”, indica Marichal en su nota.

Al ser la condena a prisión de 2 años, no contar con antecedentes penales y haber pagado las cantidades a las que ha sido condenado, Marichal podrá suspender la condena y no entrará en prisión.

OPINIÓN: Jorge Marichal no debe seguir al frente de los hoteleros españoles

Actualización: el 8 de abril esta noticia se ha actualizado para reflejar el comunicado emitido por CEHAT.