Revista80dias.es
Portada » Actualidad » Destinos » Bled y su verano musical

Bled y su verano musical

Indicaciones sobre qué ver en Bled en verano. La música es protagonista de la ciudad eslovena, pero hay mucho más.

Bled y su verano musical
La isla de Bled | Foto: Oficina Nacional de Turismo de Bled

El año pasado, algunos periódicos españoles describían a Bled como el pueblo más bonito del verano. Lo cierto es que en invierno también es un pueblo increíblemente bonito, pero con otro encanto, eso es cierto. En verano, Bled se viste y se desviste con una facilidad que parece que no fuese el mismo lugar, incluso de día y de noche. Se puede disfrutar de todo y de todos.

Este año, nos vamos a meter de cabeza en el tema musical porque es extraordinario, pero no perdáis de vista que es sólo una pequeña porción de la tarta, en realidad, hay mucho más.

El Festival de música clásica

Este año, entre el 1 y el 17 de julio, todos los días excepto el 3 de julio, habrá un concierto de música clásica a las 20:30 de la tarde, para celebrar la vigésimo cuarta edición del Festival de Bled. Diferentes orquestas y músicos internacionales harán las delicias de los melómanos y profanos que se acerquen a las orillas del lago, con oídos atentos, para disfrutar de unas piezas que acariciarán sus almas, en un entorno medieval. Aunque ciertamente los conciertos no sólo tienen lugar en diferentes localizaciones de Bled, sino también en sus alrededores, para darle un mayor encanto al momento.

Cada día, al caer la tarde, los violinistas más famosos del mundo ponen a prueba su virtuosismo arrancando las notas más apasionantes y conmovedoras a sus violines. La serenidad de sus actuaciones invade la atmósfera y transporta al público a un lugar de ensueño. Noche tras noche llenan las salas de concierto, reescribiendo la historia de la música, con nuevos compositores, que deberán demostrar que están a la altura.

El festival de música clásica de Bled
Música en los diferentes festivales de Bled | Foto: Turismo de Bled

Pero eso no es todo. Si eres de esos que se muere por formar parte de ese reducido elenco musical, capaz de conmover al más duro con sólo un movimiento de muñeca y un arco de violín, pero no acabas de pulir tu técnica o simplemente, no has tenido tu oportunidad… puedes inscribirte en las “Clases virtuosas”, porque durante una semana, del 3 al 9 de julio, tendrán lugar las clases magistrales, este año de la mano de Tanya Anisimova,  una cellista reconocida internacionalmente, no sólo por sus conciertos, composiciones o arreglos de otras piezas, sino especialmente por sus improvisaciones en vivo, con acompañamiento vocal y todo. Es una maestra, sí. Y los interesados podrán ser sus alumnos esos días y más aún, podrán dar a conocer sus avances el día 10. Una oportunidad única.

Y si eres de esos que se vuelven locos por los violines, sean músico o no… estás de suerte, porque este año, en Cremona, entre el 5 y el 7 de julio, hay un workshop para fabricantes de violines. Sí, todo tipo de fabricantes, pero especialmente artesanos, de esos que tienen sus propios secretos y quién sabe, por qué no vamos a conocer a un nuevo Stradivarius que anda perdido en la inmensidad del Cosmos y que va a dar a conocer sus maravillas, precisamente allí, este mes de julio. No, te lo pierdas.

XXIX Festival de Okarina

Este año, celebrando 29 ediciones, el festival llevará a Bled a los nombres más destacados de la música étnica y del jazz. Se trata del festival de música más grande Eslovenia y este año tendrá lugar entre el 23 de julio y el 3 de agosto, con 12 increíbles bandas de música y artistas de todo el mundo. Como siempre, a las 20:30 empieza el espectáculo y lo mejor de todo, es que absolutamente gratis.

El festival arrancará en el castillo, los días 23 y 24, de hecho, de la mano del grupo español Vigüela. Después, bajará hasta la Promenade del lago donde tendrán lugar los conciertos hasta el final. El día 28 se realizará la caminata por el paseo a los ritmos del conjunto belga Panta Rhei. La segunda mitad del festival ira de la mano de la escuela local DOREMI y Bostjan Gombac… en fin, la variedad está garantizada y cada noche será diferente, lo que está claro es que habrá música para todos los gustos y puestas en escena de lo más variopintas. Nadie se va a quedar con ganas de pasarlo bien a uno u otro ritmo. Lo que está claro es que durante el día habrá que recargar las pilas para disfrutar de los conciertos vespertinos con las fuerzas intactas, lo que no será muy fácil, porque la oferta de ocio matutina y a pleno sol, en Bled, es ingente. Mi recomendación es que, si no podéis resistiros al deporte o a las excursiones, después os sentéis a una buena mesa, porque a las 20:30 hay una cita ineludible con la música y hay que estar completamente a tope, para no dar la nota…

Folklore y música popular

Si queréis pasar un fin de semana verdaderamente diferente, os recomendamos el fin de semana rural en Bled, es decir, un fin de semana de folklore y música popular eslovena, oberkreiner en el que no sólo habrá música, sino también se podrá uno sumergir completamente en la vida del campo, en las tradiciones, en la gastronomía más auténtica y deliciosa y sobre todo, aprender las viejas costumbres y tareas que se realizaban y realizan de hecho, en las aldeas de los alrededores de Bled. Para que nos entendamos, es como un viaje al pasado de lo más auténtico en el que uno mismo podrá formar parte del elenco, aprendiendo cómo ordeñar una vaca, como preparar un guiso típico, cómo cortar la leña o como se hace el encaje de bolillos y se borda al estilo de la región desde hace siglos.

Se trata, sin duda, de una oportunidad única de formar parte de algo que de otro modo, sólo podríamos consultar en los libros, pero sobre todo, de aprender cosas que nos serán útiles de una u otra forma a lo largo de nuestra vida, pero lo más importante, sin duda, es que este ritmo de vida, obliga a tomarse las cosas con calma, a disfrutar del día a día de otra forma, a llegar cansado a la cama y descansar plenamente para volver a levantarse repletos de energía, como cuando éramos niños. Un placer que cada vez es más escaso y más difícil de encontrar… y este verano, al alcance de la mano durante el fin de semana del 6 al 8 de septiembre. Animaos que aun hay tiempo.

Los días y las noches de Bled

Por último, pero no menos importante, hay que mencionar mi fiesta favorita: los días y las noches de Bled. Esta es la fiesta más importante y más divertida del verano. Este año tendrá lugar entre el 19 y el 21 de julio. Un fin de semana de locura en el pueblo más bonito del verano. Pequeñito y acogedora, como si del escenario de nuestro cuento favorito se tratase.

Durante el día, una feria de artesanías, con cierto toque medieval. No sólo es posible admirar o comprar artículos de adorno o típicos juguetes e instrumentos medievales o artículos de regalo, sino también productos de la deliciosa gastronomía de la región: quesos, embutidos, dulces, bollos, empanadas… todo hecho a mano y normalmente de calidad BIO. Este año decir Bled, es decir, “delicioso”.

Además, por toda la ciudad hay conciertos callejeros, preparados, improvisados, desfiles e incluso varias actividades para los peques de la casa.

Los días y las noches de Bled
Los días y las noches de Bled | Foto: OT Bled

La parte nocturna es algo especial, porque se encienden alrededor de 15.000 velas, que se ponen a flotar sobre el lago metidas en cáscaras de huevo partidas por la mitad. Es un espectáculo fabuloso. Mágico.

Y el broche de oro y la parte más famosa, son sin duda los fuegos artificiales con que se clausura el evento, al menos de forma nominal, porque la fiesta sigue hasta que uno quiera. La vista de los fuegos, las luces, reflejándose sobe las aguas del lago, es uno de eso espectáculos que le dejan a uno sin palabras. Como si Bled no tuviera ya suficiente magia por sí misma, luces y sonido se reflejan sobre el marco del castillo y te transportan al interior de una novela medieval. Misteriosa y excitante.

El mejor complemento para estos días es la celebración de Taste Bled, una propuesta para revitalizar la cocina tradicional, dando a conocer platos y recetas cuya elaboración se muestra de la manera más moderna posible. Una deliciosa manera de conocer la región y sus tradiciones y la guinda del pastel, nunca mejor dicho, es la iniciativa Zero Waste. Una forma de tomar conciencia de tomar conciencia en favor de la sostenibilidad ecológica y de no generar residuos, como ejemplo, los alimentos del festival serán servidos en pequeños recipientes hechos a partir de materiales biodegradables, como bambú o papel.

Pero eso no es todo, durante ese fin de semana hay un sinfín de eventos para todos los gustos, así que os aconsejamos que os informéis bien en la oficina de turismo de Bled para que no os perdáis nada de nada.

Vídeos que no debes perderte
Déjanos tu opinión
Más contenidos
Encuentra tu hotel
Booking.com